martes, 31 de mayo de 2011

LAS CRACIAS


Cuestiones que detesto y que arbitrariamente, llamaré ALGOcracias.


Viejocracias: esas situaciones en las cuales la edad, le da a alguno de nuestros mayores la calidad discursiva como para "mandarnos a mudar" por el somero hecho de ser más grandes.
Usan sus historias con poco basamento en lo sustentable, como para mostrarnos que realmente, antes fue más complejo, más duro, más difícil y por lo cual, son ampliamente mejores que nosotros.
Esta, como ninguna de las otras cracias, NO es aplicable a las mayorías, sino a las muy mínimas minorías. Pero existir existen. Son personas que no han hecho gran mella en el pasado medianamente inmediato, y eso hace que el temor a que su débil surco sea rellenado aplican el caso testigo, propio, para demostrarnos a nosotros, los jóvenes, cuán inútiles somos. Si alguno aventurara cuál podría ser el objetivo de estas personas, habría que pensar en cosas tan etéreas como fiestas homenajes, monumentos en plazas públicas o el retiro y el andar cabizbajo de cuanto muchacho o muchacha se arrimen a algún tipo de militancia.

EJEMPLO: "Vos pibe, con esos cartelitos que hacés, a quién te comiste? Yo milito desde el setenta y pico, qué te creés. Eh? No, en los noventa tenía un negocio en Camboriú, por?".

------------------------------------------------------------------------

Hijocracias: son esos escenarios en los cuales tener un hijo, sirve para tomar de rehén al mismo ante cualquier problemática y ponerlo al frente, como escudo, para inhabilitar la inutilidad, falta de ganas o de responsabilidad del actor en éste caso llamado "padre o madre".

EJEMPLO: "Sentime, querido, es que no puedo ir a la reunión porque mi nene tiene que comer. Y no, nos gusta que todos los días, coma conmigo y con el padre, viste. Y con la abuela. Gato.".

------------------------------------------------------------------------

Estudiocracias: acontece esta irrealidad cuando el somero hecho de poseer un título (incluso de abogado o médico) le da el chapetismo justo a quien habla como para subirlo al caballito fatal del diálogo calíficado.

EJEMPLO: "Callate, gil! Qué venís a opinar sobre el stencil! Yo soy arquitecto! Y vos no terminaste el secundario!".

------------------------------------------------------------------------

Territocracias: Suele colgarse este escenario cuando un militante, cualquiera de ellos, remarca una elevación sobre la media, por "laburar en las villas".

EJEMPLO: "Todo bien, pero yo le veo la carita a la gente de la villa y ellos son re-K viste. Y cuando nos ven llegar, se les ilumina la carita sucia. Y negra, claro.".

------------------------------------------------------------------------

Infantocracias: la impunidad del jóven. Por no tener una edad madura, pueden decir, hacer o creer cualquier cosa. Una excusa que se presenta por lo general, a posteriori de un hecho desafortunado.

EJEMPLO: "Y bueh, no sabía que fumar eso, y acá, era ilegal".

------------------------------------------------------------------------

3 comentarios, viene flojo.:

Paladino dijo...

Falto la de los que se creen mejores porque estan hace mucho tiempo en un lugar y ante cualquier cosa te dicen: anda a hacer la cola. De esos esta lleno y le sacan el lugar a los habilidosos.

GLiTTeRs83 dijo...

Uh Soriano... te odio... no me sentí tocado por ninguna de esas!!
Yo que entraba para autobardearme...

El Pelotudo de Notredam dijo...

También están los nuevitos que valga la diferencia conceptual, a su entender sin pudor, son más viejos que los nuevos y te mandan a guardar.

O te enseñan a hablar.

Mierdocraticos.

Publicar un comentario