domingo, 18 de diciembre de 2011

FELIZ DOMINGO



Las cosas se caen por su propio peso.

2 comentarios, viene flojo.:

Anónimo dijo...

Sampay resucita y se corporiza con una altura de diez metros. Desde ahí mira hacia abajo a Sabsay, le apunta, y lo mea.

Anónimo dijo...

Parece que han advertido que se acabó la joda. Y que desde hace más de 8 años el Poder Ejecutivo no es "un puesto menor".
Se les está marchitando "su" democracia y está floreciendo con fuerza incontenible la Democracia para TODOS.
Le están limitando los negocios y "eso" no les había ocurrido nunca. ¿Cómo se atreven? ¿Dónde acabará todo ésto? Seguramente seguirá hasta que la mayoría de los 40 millones de argentinos alcancen el nivel de dignidad que les fué arrebatado y negado por la derecha miserable y retrógrada.

Saludos
Tilo, 70 años

Publicar un comentario